El bastón antishock A200: Tu mejor aliado.

0 228
-/5

¿POR QUÉ ELEGIR EL BASTÓN ANTISHOCK A200?

Tanto si ya estas acostumbrado a caminar con bastones como si no, éstos te encantarán. 

El bastón A200 es ligero, totalmente regulable, y lo mejor de todo: cuenta con amortiguación. Igual que protegemos las articulaciones de nuestras piernas buscando un calzado con una amortiguación adecuada, ¿por qué no darles una protección extra también a nuestros brazos?

Con el muelle que integra su interior, podemos dar movilidad al último tramo de nuestro bastón en cada paso, absorbiendo y reduciendo considerablemente el impacto. Si por el contrario, necesitamos una mayor estabilidad, podemos bloquear esta función y dejar nuestro bastón totalmente rígido.

Gracias a su doble empuñadura, podrás cambiar tu agarre en función a las características del terreno sin necesidad de regular su altura mediante el mecanismo. De este modo, siempre llevarás el bastón a la altura adecuada.

Su correa es regulable y gracias al tejido tan agradable que tiene, no se clava en las muñecas ni en las manos, lo cual la hace ideal para caminatas largas.

Es un bastón todoterreno: Ya lleva conmigo más de 600 kilómetros de uso, tanto por terrenos llanos como abruptos y sigue como el primer día.


MI EXPERIENCIA CON EL BASTÓN A200.

Personalmente, me enamoré de estos bastones hace un par de años. 

Ya tenía mi par de bastones y no me había decidido a cambiar de modelo porque estaba bastante contenta  con ellos y pensaba que la amortiguación no supondría gran diferencia, pero durante el Camino del Norte, conocí a una pareja de peregrinos que se unieron a mi camino y que llevaban el modelo A200. En una de las etapas, les pedí que me permitieran intercambiar nuestros bastones para probar sensaciones de primera mano y me di cuenta de la gran diferencia que suponen frente a los bastones clásicos.

En subidas, el bastón acompañaba mi esfuerzo y notaba más alivio al apoyarme en él. En las bajadas, frenaba mi paso sin golpear tan bruscamente mis codos y muñecas, lo cual después de un buen rato de etapa "rompepiernas" era de agradecer.

La mayor diferencia vino cuando volví a empuñar mis antiguos bastones; volvía a sentir la brusquedad de cada impacto y cada nueva etapa, esta diferencia se hacía más grande. Así que cuando regresé a mi tienda de Decathlon Huelva, no dudé en hacerme con ellos y día a día animo a cada apasionado del trekking o el senderimo que pruebe este modelo de bastones.


Te aseguro que una vez pruebas los antishock, ¡ya no quieres soltarlos!

6c826378-8799-4d0a-9682-c9139ceb1e27
Comentarios
Esta publicación todavía no tiene comentarios. ¡Sé el primero en dejar tu opinión!