Menú

¿Qué es el Boost?

0 45
-/5

Conoce las ventajas del Boost

Nuestro deporte está sufriendo una revolución, esto es un hecho, no una suposición. El mountain bike avanza a una velocidad de vértigo, tal es la velocidad que prácticamente no hemos digerido las novedades de un año cuando nos asaltan en el menú del “betetemaniaco” con otra buena dosis de platos, que en ocasiones nos llegan a empachar. En este post os vamos a presentar la nueva tecnología Boost.

Recordad hace apenas 20 años, montábamos nuestras bicis con ruedas de 26 pulgadas, con neumáticos ridículamente estrechos, estaban empezando a aparecer las primeras suspensiones, y los frenos de disco eran un elemento de otro planeta. Hoy en día esta tecnología está a disposición del usuario más modesto, ya que no es necesario el desembolso de grandes cantidades de dinero para poder disfrutar de lo que hasta hace unos años era una bicicleta de ensueño. Y es que sin darnos cuenta nuestras bicicletas se ha convertido en productos de alta tecnología, desde el proceso de fabricación, usando materiales que hasta hace solo unos años solo eran propiedad de la industria aeroespacial, pasando por multitud de ingeniosas soluciones para el usuario, hasta la irrupción de la electrónica en nuestro mundo, permitiendo perfeccionar nuestro estado de forma a través de la extracción de datos y su posterior interpretación por potentes programas de entrenamiento.

Como podemos ver día a día, unas novedades serán grandes y llamativas, y fácilmente cuestionables por nosotros, los usuarios. Pertenecientes a este terreno podríamos decir que encontramos a los distintos tamaños de rueda. Otras novedades serán pequeñas, y no serán fácilmente visibles como la tecnología que os traemos hoy hasta este blog: la tecnología Boost.

     boost

¿Por qué nace la tecnología Boost?

Cuando aparecieron las ruedas de 27,5 y 29 pulgadas también evolucionaron las bicicletas, aportando multitud de ventajas, y también inconvenientes. Una de las desventajas más grandes de aumentar el tamaño es que las ruedas son menos rígidas que una de 26 pulgadas. En gran medida, gracias a la inclusión de los ejes pasantes de 15 mm en el tren delantero y de 12 en el trasero, han ayudado a mitigar la falta de rigidez que presentaban las ruedas de 29 pulgadas, y en menor medida, las de 27,5. Pero para los ingenieros y diseñadores no era suficiente con el grado de rigidez que se había obtenido con este tipo de cierre, por lo que aparece en escena este nuevo estándar. El Boost.

     boost

¿En qué consiste?

Pues es un concepto bastante sencillo. Se basa en aumentar el tamaño del eje delantero, de 100 mm pasamos a un ancho de eje de 110 mm y el eje trasero de un ancho de 142 mm a un ancho de 148 mm. Este aumento de anchura permite variar el ángulo de ataque de los radios, y de esta manera obtener una rueda bastante más rígida. Según los estudios realizados, la rigidez que aporta este nuevo concepto se traduce en una rigidez similar a una 27,5 en una rueda trasera de 29 y una rigidez mayor que en una 26 de en el caso de ser una rueda trasera de 27,5. En la rueda delantera tenemos que el efecto del Boost en una rueda de 29, se traducen en una rigidez similar a una rueda de 26, y en el caso de una 27,5 tenemos una rigidez mayor que en las cada vez más en desuso 26 pulgadas.

Otras ventajas que encontramos con el nuevo estándar Boost es que podemos equipar nuestras bicicletas con neumáticos con mayor balón, y que los ingenieros pueden desarrollar bicicletas con vainas más cortas, con lo que favorecemos la aceleración y aumentamos la rigidez en esta parte de la bicicleta, al igual que en una bicicleta de doble suspensión.

Pero este aumento de anchura en el eje trasero también conlleva a cambiar la línea de cadena. ¿Qué es la línea de cadena? Pues no es otra cosa que la distancia desde el centro del pedalier a el plato. El estándar, hasta la llegada del Boost, era de 49 mm. Con la entrada en juego del Boost, y aumentar la parte trasera de la bicicleta, si mantenemos la línea de cadena en 49 mm, el cruce de la cadena sería excesivo, provocando un mal funcionamiento de la transmisión y un desgaste prematuro de los elementos que intervienen en la misma, por lo que la línea de cadena pasa a tener 3 milímetros más, es decir, 49 a 52, así conseguimos que la cadena quede posicionada similar que con el antiguo estándar.

     boost

Compatibilidad

Desgraciadamente, este sistema no ofrece una retrocompatibilidad, es decir, si nuestra bicicleta no se diseñó con el fin de albergar el Boost, no podremos equipar un juego de ruedas Boost, ya que la anchura de nuestro cuadro será compatible con los ejes de 142 milímetros de anchura. Todo este estándar podremos encontrarlos en los futuros modelos de la marca Rockrider, a la venta en los centros Decathlon, diseñados bajo el concepto Switch and Ride.

Espero que esta entrada os haya ayudado a comprender para que sirve este nuevo estándar, ya que en muchas ocasiones no somos capaces de gestionar las muchas novedades de las que disponemos a nuestra mano, y no conocemos el porqué de su existencia o que ventajas obtenemos. No olvidéis en poneros en contacto con nosotros si tenéis dudas o dejar vuestra opinión en los comentarios. 

Recuerda que puedes vistar nuestro Catálogo de Ciclismo siempre que quieras ¡Nos vemos dando pedales!


Antonio Calero 

Apasionado de Ciclismo 

Decathlon Córdoba

Comentarios
Comenta esta publicación:
  He leído y acepto las reglas de publicación de las opiniones
Autorizo a Decathlon a recopilar mis datos personales (nombre, apellidos, correo electrónico...) para publicar mi opinión
En Decathlon, nos ocupamos de tus datos personales
Esta publicación todavía no tiene comentarios. ¡Sé el primero en dejar tu opinión!

¿Quieres compartir tu experiencia
deportiva en la Comunidad?

Escribe tus propios artículos sobre tu deporte favorito.