Menú

¡Prepara la temporada de esquí!

0 28
-/5

Somos muchos los que estamos esperando con gran impaciencia que llegue la temporada de esquí. Los deportes de nieve son muy exigentes, si no estamos preparados los primeros días de temporada pueden ser muy duros y lesivos.

En este post intentaremos repasar algunos consejos para poder afrontar el comienzo de temporada con una buena condición física que nos permita disfrutar del deporte minimizando los riesgos de lesiones.

Consejos para la temporada de esquí

El esquí es un deporte que requiere mucha fuerza en el tren inferior y un buen tono en la pared abdominal. Lo primero que debemos entrenar son nuestras piernas, rodillas y caderas.

Para afrontar una buena temporada sería aconsejable entrenar de 2 a 3 días por semana. Hay multitud de ejercicios que puedes realizar como sentadillas, hacer pendientes, steps, zancadas, ejercicios isométricos, abdominales…

Los cuádriceps, son el grupo muscular que más trabaja en el esquí. Estos son los principales responsables de mantener la posición flexionada y adelantada del esquiador, además de proporcionar sujeción a las rodillas. Isquiotibiales, glúteos, abductores, gemelos, soleo…Todos los músculos son importantes para no sufrir lesiones

El esquí requiere rotación de tronco, por eso es importante que realices una pequeña rutina de ejercicios abdominales que fortalezcan la zona lateral de tu cuerpo. No olvides que para que estas rutinas sean verdaderamente eficientes deberemos reforzar también la zona lumbar y así mantener nuestra espalda totalmente equilibrada. 

Para asegurar buenos resultados sería bueno complementar estos ejercicios con algo de cardio, como carrera continua o bici.

Un deporte que nos ayuda a desarrollar los grupos musculares más necesarios para este deporte es el patinaje. El deporte que utilizan los profesionales del esquí de fondo y esquí de montaña es el denominado roller ski, que son unos patines adaptados para simular el movimiento del esquí. 

Estos patines se acompañan con unos bastones para ayudar al desplazamiento y al equilibrio.

La parte de cardio será mucho más importante si la modalidad a practicar es la de esquí de montaña, donde la aeróbica es primordial.

Por último, no olvides prestar atención a tus brazos. Deberás tonificarlos y aumentar la fuerza centrándose en fortalecer los bíceps, tríceps y la zona de los hombros. En el esquí de pista sólo se utilizan como método de apoyo y sujeción pero es importante para tener mejor control de cuerpo.

En los demás estilos de esquí (montaña, clásico, skating…) los brazos cobran una mayor importancia siendo clave para un buen deslizamiento.

Comentarios
Comenta esta publicación:
  He leído y acepto las reglas de publicación de las opiniones
Autorizo a Decathlon a recopilar mis datos personales (nombre, apellidos, correo electrónico...) para publicar mi opinión
En Decathlon, nos ocupamos de tus datos personales
Esta publicación todavía no tiene comentarios. ¡Sé el primero en dejar tu opinión!

¿Quieres compartir tu experiencia
deportiva en la Comunidad?

Escribe tus propios artículos sobre tu deporte favorito.