¿Es la biomecánica una alternativa al doping? (parte II)

Comentarios 0 5 -/-
FacebookTwitterEmail

La biomecánica es una palanca evolutiva para el fútbol, que no solo puede minimizar las lesiones, sino que puede ayudar a una mejora técnica remarcable.

En el anterior artículo hemos dado un repaso generalizado a la biomecánica. En el artículo de hoy, me centraré concretamente en su vertiente más deportiva y enfocada exclusivamente al fútbol.

Uno de los puntos fuertes de la biomecánica en el fútbol es la posibilidad de mejora técnica que nos ofrece. Para poder exprimir ese potencial al máximo debemos utilizar los métodos de análisis de imágenes basados en sistemas de grabación:

  • Una dimensión (1D): el movimiento que se está analizando se realiza en un único plano/eje, por ejemplo, medir la longitud de zancada del sprint del futbolista.
  • Dos dimensiones (2D): el movimiento a analizar se realiza en dos planos/ejes, por ejemplo un pase con el interior.
  • Tres dimensiones (3D): el movimiento a analizar contempla tres planos/ejes, por ejemplo el chut o el pase largo realizado con el empeine.

grabacion campo futbol

Considero necesario puntualizar, que aunque realicemos el análisis de un gesto en una o dos dimensiones, en realidad estamos simplificando su análisis, ya que todos los gestos técnicos tienen variabilidad en más de un eje/plano, pero en algunos de ellos es tan pequeña que puede ser obviada.

Existen diferentes programas informáticos que, con la ayuda de cámaras, nos permiten realizar éste tipo de análisis. La premisa es simple, debemos conocer con exactitud la cadena cinética perfecta del gesto técnico a realizar para luego compararla con la que hemos grabado.

En el caso del chut de fútbol, los aspectos fundamentales que debemos conocer y cumplir son:

  1. Balanceo de brazos.
  2. Giro de cadera.
  3. Extensión de rodilla y colocación del pie de apoyo. El pie de apoyo debe situarse a 37 cm lateralmente y 38 posteriormente del centro del balón.
  4. Golpeo con un ángulo de aproximación óptimo de 30-45º para producir la máxima fuerza.
  5. Velocidad: las velocidades idóneas son las siguientes:

      1. Cadera: 0.40 m/seg.
      2. Rodilla: 1,15 m/seg.
      3. Tobillo: 1.65 m/seg.
      4. Dedos: 1.11 m/seg.
      5. Velocidad media del chut de fútbol: 20-30 m/seg.

     

Se puede analizar un gesto técnico de varias formas, la primera sería mediante la utilización de cámaras y un sistema informático en el que marcar todos esos puntos claves de los que he hablado. La segunda forma es mucho más sencilla, básicamente se trata de realizar repeticiones del gesto técnico con una cámara fija (en éste caso es mejor realizarlo desde distintos puntos: de forma lateral desde ambos lados y de forma frontal tanto por delante como por detrás) para posteriormente superponer las imágenes en un único vídeo y comparar las diferencias:

     

El otro punto candente para la biomecánica en el fútbol es el calzado. Los principales objetivos del calzado son proporcionar una buena amortiguación, estabilizar el pie y protegerlo. En el caso concreto del fútbol, a esos tres objetivos universales debemos sumarle uno más, y en éste caso igual de importante que los anteriores que es a lo que los futbolistas nos referimos como “control” o “tacto” a la hora de hacer contacto con el balón.

El buen uso del calzado es sumamente importante, en el fútbol el 13% de las lesiones están ligadas en mayor o menor medida al calzado, por ello es debemos conocerlo a fondo. Veamos sus partes y funciones.

  • Horma: en la actualidad se fabrican en serie pero antiguamente cada persona tenía una horma a su medida, ya que ésta es la que determina la forma y las dimensiones del calzado, puede llegar a ser influyente sobre el desarrollo óseo del pie.

suelas zapatillas

  • Material de corte: constituye la parte superior del calzado y su función principal es la estabilización, aunque de forma secundaria también es importante para la protección y transpiración, es la parte con mayor importancia estética. Está formado por varios componentes como son material y refuerzos del empeine (facilita la flexión, evita rozaduras y ayuda a la transpiración), acordonado (estabilidad) y plantillas (amortiguación y estabilización/corrección).
  • Contrafuerte: lámina de material rígido que se encuentra en el talón fijado al interior del material de corte, está pensada para estabilizar el tobillo.
  • Mediasuela: material espumado que va entre el material de corte y la suela proporcionando amortiguación y estabilidad. 
  • Suela: parte inferior que hace el contacto directo con el terreno aportando protección, durabilidad, adherencia, estabilización y amortiguación.
  • Tacos: protuberancias situadas en la suela con la finalidad de aumentar el agarre al terreno de juego.

partes zapatilla futbol


    • Tacos de goma, hueso o aluminio (se pueden intercambiar y sustituir): los de goma y hueso son de 0.6-1 cm (pensados para terrenos duros), los de aluminio de 1-1.5 cm (terrenos blandos). La longitud de los tacos depende en muchos casos del puesto del jugador en el campo, de tal manera que los defensas juegan con tacos más altos que el resto.

suela bota kipsta pro


    • Tacos fijos de goma (terreno duro y seco), mixtos de goma y aluminio/hueso (terreno duro y mojado) o de aluminio (terreno blando y mojado).

suela bota kipsta goma


    • Más de 20 tacos cilíndricos de goma (comúnmente denominadas “multitaco”) normalmente utilizados en hierba artificial.

tacos cilindricos goma


    • Más de 30 tacos de diversas formas de goma (conocidos como “Turf”) uso mayoritario en hierba artificial.

suela goma bota futbol

El calzado en el fútbol debe tener unas características específicas en función del terreno de juego en el que se practique, incluso dependiendo de la posición del jugador podríamos hacer diferenciaciones, como anteriormente, en el tipo de taco aconsejable. Principalmente veremos las diferencias en función del terreno.

En la hierba natural las zapatillas carecen de mediasuela y de ahí la gran importancia de la utilización de plantillas para compensar esa falta. Los contrafuertes y los refuerzos ganan peso para estabilizar el pie a la suela. Es importante que tengan zonas de flexión en la suela para facilitar los movimientos. Los tacos delanteros deben ser más bajos que los traseros, para facilitar el golpeo de empeine.

Cuando el terreno de juego esté duro, se recomienda mayor número de  tacos así como que sean bajos y flexibles. Sin embargo, cuando el terreno de juego está blando, la recomendación es menor número de tacos y que éstos sean altos y rígidos.

Debido a la importancia del calzado y el terreno de juego en las lesiones más comunes del futbolista, el césped natural tiene una serie de requisitos biomecánicos que cumplir antes de poder utilizarse en competiciones oficiales. La normativa DIN 18032 (Alemania) recoge que el balón reglamentario debe caer de 1,80m de altura produciendo un bote de <90% que el que produce en hormigón. 

De la misma manera, la normativa UNE 41958 (España) indica que el balón reglamentario cayendo desde una altura de 2m debe elevarse en su bote a una altura de entre el 35-80% de la altura que adquiere en hormigón. En el caso del fútbol cabe destacar que los márgenes acotados por la normativa son muy amplios, y no tienen nada que ver con otros deportes como puede ser por ejemplo el tenis.

balon en hierba

Desde 2005 tanto la UEFA como la FIFA acepta el uso de césped artificial de tercera generación en competiciones oficiales. Éste tipo de césped ofrece mayor durabilidad y menor mantenimiento que el césped natural, ya que éste no soporta muchas horas de uso diario. El césped artificial de tercera generación se compone de varias capas de distintos materiales que en su conjunto deben comportarse de forma similar a la hierba natural superando unos requisitos impuestos por la FIFA. Las capas que lo forman están compuestas en el siguiente orden: goma, arena, césped artificial, tela asfáltica y caucho grueso.

hierba campo futbol

Debemos tener en cuenta tres aspectos referentes al césped y el tipo de calzado. El primero es que el césped natural siempre tiene menor fuerza de torsión que el césped artificial, sea cual sea el tipo de bota que utilicemos. El segundo que las botas de tacos de goma siempre tienen mayor torsión que las de turf en césped artificial y como último el césped de tercera generación (50% goma, 50% arena) siempre se comporta mejor que el resto.

Como puedes ver, el campo de la biomecánica tiene un gran mundo por explorar en nuestro deporte pasión. Aparte del estudio y evolución de los anteriores ejemplos, hay muchos otros de los que no hemos hablado, como por ejemplo, la forma de los balones, sus materiales, sus costuras y los efectos que pueden producirse en sus trayectorias de golpeo debido a la conjunción de todas esas características. Y aún quedan muchos otros aspectos que estudiar, ¿a ti, se te ocurre alguno? Te invito a compartirlo en los comentarios.


Contenido elaborado junto a apasionados del fútbol de Decathlon. 

: