Menú

COMO SABER QUE WEDGES SON LOS QUE MEJOR SE ADAPTAN A NUESTRO SWING

0
5/5

Aproximadamente uno de cada cuatro golpes que pegamos en un campo de golf lo pegamos con los wedges por ello una buena elección de los mismos puede llegar a ser ese pequeño detalle que nos ayude a quitarnos esos golpes de más al final de nuestra vuelta de juego.

Lo primero es conocer cuántas clases de wedges hay y en que los vamos a diferenciar.

Existen cuatro clases de wedges distintos que los vamos a diferenciar en los grados, en el bounce  y en el grind.


Para arrancar con los grados existen 4 tipos diferentes de wedges:

    -Piching wedge: Imprescindible en cualquier tipo de juego y bolsa y oscila entre los 44 y los 48 grados.

    -Gap wedge: Teniendo en cuenta que entre el pich y el sand suele haber entre 8 y 10 grados diferencia con el gap wedge metemos un palo entre medias para cubrir esa distancia que nos falta entre el pich y el sand, oscila entre 50 y 53 grados.

    -Sand wedge: Como el pich palo imprescindible en cualquier tipo de bolsa, nos sirve para el bunker aunque también pero todo tipo de golpes que busquemos mucha altura con freno inminente. Oscila entre 54 y 58 grados.

    -Lob wedge: Estos palos no son tan habituales en las bolsas de juego salvo en hándicap más bajo que busquen más control y más spin en los greens.


Respecto al bounce nos referimos a los componentes que marcan el grado de inclinación de la cara del palo al entrar en contacto con el césped, esto nos ayuda a controlar el backspin que podemos llegar a imprimir en la bola. Hay 3 tipos de bounce

-Bounce bajo: Entre 4 y 6 grados, mayoritariamente se encuentra en los pitching disminuye el riesgo de clavar el palo en el terreno.

-Bounce medio: Entre 7 y 10 grados, es el bounce más común en los wedges.

-Bounce alto: Se encuentra en los sand y lob wedges y su inclinación es superior a los 10 grados, es el bounce ideal para las salidas de bunker.


Y para finalizar con el grind que es la parte de la cara del palo que apoyamos en el suelo la que nos marca los diferentes tipos de bounce. Al modificar esa pequeña parte del palo modificamos el bounce y con ello el golpe gracias arrancar más o menos chuleta.

Estas son las características básicas que hay que conocer a la hora de escoger bien nuestros wedges para sacar el mayor rendimiento a nuestro juego corto.

Comentarios
Esta publicación todavía no tiene comentarios. ¡Sé el primero en dejar tu opinión!

¿Quieres compartir tu experiencia
deportiva en la Comunidad?

Escribe tus propios artículos sobre tu deporte favorito.