Menú

PADEL, NIÑOS Y PADRES

4 73
5/5

Hola a todos!!

Escribo este post con intención de transmitir mi opinión y punto de vista como monitor de este deporte, sobre el papel que juegan los padres en el desarrollo y la evolución de los niños que practican Pádel, tanto a nivel iniciación y perfeccionamiento como a nivel competición, siendo este último el ámbito en el que ese papel cobra más importancia.

Entrando en materia, todos sabemos lo positivo que es para los niños la práctica del deporte, tanto a nivel físico como a nivel emocional. El deporte en los niños hace que puedan crecer de la mejor manera adquiriendo habilidades y valores  que ayudaran a su correcto desarrollo y crecimiento en todos los niveles.

Dentro de todos los deportes y actividades que hoy en día pueden practicar los niños, el Pádel es uno de los más elegidos tanto por padres como por niños a la hora de iniciarse en la practica deportiva.

revcms_render_image

Como todos sabemos el Pádel es uno de los deportes con mayor crecimiento en los últimos años en nuestro país. En España ya son más de 5 millones de personas que lo practican de manera habitual, siendo el 2º deporte más practicado después del Futbol. Actualmente el número de licencias federativas está por encima de 75.000 según la Federación Española de Pádel, situándose a la altura de un grande como el Tenis.

Lo que hace que el Pádel sea un deporte con tanto crecimiento es que hay cabida para todos, tanto adultos como niños. Es un deporte asequible, en el que es relativamente fácil iniciarse, con un reglamento sencillo, diversión asegurada, ayuda a socializar y gozar también de una mejor salud física. Debido a ello, todos los que somos amantes de este deporte y practicantes del mismo nos gusta transmitir y compartir con los demás el efecto positivo que tiene en nosotros practicarlo.

Haciendo un poco de foco sobre los más jóvenes y sabiendo todo lo positivo que les aporta, es muy acertado optar por el Pádel como deporte de practica habitual para ellos. Obviamente los beneficios son muchos tanto físicos como emocionales.

Beneficios físicos del Padel en los niños

Tendremos un aumento de fuerza muscular, aumento en la coordinación general y específica (óculo-Manual).  Ayuda a adquirir un hábito activo en la práctica de actividad física y ayuda a combatir la obesidad y el sedentarismo en edad temprana. También tendremos una mejora en el desarrollo psicomotriz del niño, mejorando así el equilibro y las habilidades físicas que implica el movimiento en sí dentro de la practica del Pádel.

Beneficios emocionales del Padel en los niños.

Es un deporte en el que se fomentan valores como el compañerismo, la responsabilidad, la capacidad de superación, la disciplina y el respeto por los compañeros. Todos ellos imprescindibles para la vida diaria y el buen desarrollo de los niños.

El niño aprende a resolver situaciones y a tomar decisiones con rapidez y eficacia en un entorno divertido y saludable. La liberación de endorfinas a causa del ejercicio, hace que el niño tenga estados de animo positivos, y ya que el Pádel por su naturaleza es un deporte de equipo, hace que sea un aporte positivo en el desarrollo psicosocial de nuestros menores. Como cualquier deporte en general, los beneficios emocionales mas importantes de jugar al Pádel se centran en la mejora de la autoestima del niño, en un aumento de la confianza en sí mismo y en el descubrimiento de que todo esfuerzo personal merece la pena a la hora de conseguir objetivos, tanto a nivel individual como de equipo.

fotos post 2

Una vez vistos los beneficios que aporta el Pádel a todo aquel que lo practica, vamos a profundizar un poco más en los efectos emocionales y la importancia de que exista un equilibrio tanto en el nivel de exigencia técnica como de compromiso por parte del niño.

El primer punto a tener en cuenta es valorar el entorno (club) en el que vamos a inscribir a nuestros hijos, lo normal es que la mayoría de los padres opten por confiar en el mismo club al que suelen ir ellos para sus entrenamientos o partidos. Pero es conveniente informarse bien sobre quién lleva la escuela infantil, que métodos utiliza y que valores promueve.

Otro punto a tener en cuenta es el monitor, no solo hay que fijarse en el nivel de juego del propio monitor en sus entrenamientos o partidos cuando los vemos en el club, también hay que saber si esta en posesión de titulación y si tiene algún tipo de capacitación adicional que enriquezca el trabajo con niños, que desde mi punto de vista, es el más importante y el más difícil a su vez dentro del trabajo en las escuelas de Pádel.

fotos post 6

¿Qué papel juegan los padres en todo esto?

Aquí es donde quiero centrar la atención de este post, basándome en mi propia experiencia y formación.                  Tras nueve años en este maravilloso deporte he podido ver y analizar muy a fondo el efecto que tiene en los niños los comportamientos, las reacciones y la forma de vivir el Pádel de algunos padres desde fuera de la pista.

Es normal que todos los padres quieran ayudar a sus hijos y darles ánimo para afrontar cada reto que encuentren a cualquier nivel dentro del Pádel, pero hay que prestar especial atención en no sobrepasar la línea que divide dar ánimo y generar presión negativa.

Una de las cosas más importantes es mostrar confianza en los entrenadores. Delegar en ellos las funciones que les corresponde, ayuda a que los niños tengan un mayor compromiso y una disciplina equitativa, ya que en ocasiones algunos padres interfieren en el desarrollo de las actividades llegando a dar indicaciones a sus hijos desde fuera de la pista.

En los niveles de iniciación y perfeccionamiento, lo ideal sería no estar presentes en el entrenamiento o clase de nuestro hijo. En caso de que a algún padre le haga mucha ilusión ver a su hijo entrenar, sería recomendable buscar algún sitio en el club desde donde poder verle sin que él pueda veros, incluso sin que éste sepa que estáis en las instalaciones. Esto ayudará a que la atención y la predisposición del niño sea mayor y no se vea condicionado por la simple presencia de sus padres. A estos niveles la prioridad tiene que ser la diversión del niño y al llegar a recogerlos nunca preguntarle si han ganado o perdido, solo interesarse en si se han divertido o si ha tenido algún contratiempo, por lo demás no darle demasiada importancia a aspectos técnicos.

En estos niveles, otra cosa a tener en cuenta es que en ocasiones algunos padres practicantes de Pádel optan por querer complementar los entrenamientos de sus hijos, que normalmente son de una clase semanal, con sesiones en pista en las que intentan que practique todos los golpes para intentar acelerar su desarrollo y aprendizaje.    Nunca será positivo entrar a solas con el niño en pista para darle indicaciones por muy alto que sea vuestro nivel. Durante la evolución del niño lo único que puede aportar algo positivo es participar con ellos en partidos con otros niños, vecinos, familiares, etc para fomentar la diversión y sin darle ningún tipo de indicación técnica.

Para niveles más avanzados y a nivel competición, hay que tener en cuenta diferentes factores:

 -   Transmitir al niño vuestra confianza hacia el entrenador, incluso cuando no sea así. En ese caso debéis buscar alternativas dentro del club o tener una charla con el entrenador pero nunca en presencia del niño, ya que esto desacreditará al entrenador y será un aporte negativo. Sería el comienzo de la desconfianza del niño en su entrenador y en sus métodos.

-   Abstenerse de hacer correcciones técnicas, tácticas o de comportamiento durante los entrenamientos o partidos. Limitarse al papel de padres, dejando al entrenador la parcela del coaching durante el juego.

-   A la hora de estar presente en los entrenamientos o en los partidos de competición es muy importante no exteriorizar nuestra tensión por la situación o el resultado, intentar no estar muy cerca de la pista y buscar un lugar para poder ver el partido desde donde los niños puedan veros para tener una referencia visual positiva en los momentos de presión. Para ello hay que mantenerse siempre en calma, sentados, sonrientes, y disfrutando del partido sea cual sea el resultado y la actuación de vuestro hijo. En esos momentos de presión, si vuestro hijo os busca con la mirada, necesita percibir esa calma y una expresión corporal positiva que le ayude a afrontar momentos adversos restándole importancia a los mismos, como por ejemplo ir por detrás en el marcador, situación que normalmente ejerce una gran presión sobre cualquier jugador de Padel y más aún en los niños a nivel competición.

-   Evitar reacciones negativas es la principal premisa en este aspecto. NUNCA le grites en publico ni delante de compañeros. NUNCA menosprecies al arbitro ni a los rivales, que en este caso son niños como tu hijo que están aprendiendo y tienen derecho a equivocarse en sus comportamientos dentro de la pista. Para eso están los árbitros y sus propios entrenadores. Todo esto a veces se da por hecho pero por desgracia pasa mucho en las competiciones de menores en las que los padres están presentes.

-  Otro punto importante es normalizar la derrota. Todos quieren ganar, pero no siempre se puede lograr, por lo tanto, ante una derrota o un mal día en el entrenamiento hay que centrarse en lo que podemos aprender y sacar la parte positiva de ello, aunque a veces cueste. ¨Para poder ganar, primero hay que aprender a perder¨. Reforzar las cosas que se han hecho bien y hacer ver a vuestro hijo que siempre que haya dado el 100% y lo haya disfrutado, habrá merecido la pena tanto ganar como perder.

-   También hay que tener claro que el ego del padre no puede estar determinado por el rendimiento de su hijo. Todos sabemos que en los clubs de Padel existen círculos sociales y a veces la relación entre padres acaba resultando indirectamente negativa sobre sus hijos.

-    Ser ejemplo de deportividad manteniendo una actitud amigable y respetuosa con los padres de los rivales es muy importante, ya que para los niños los padres son el ejemplo principal y ver actitudes negativas y anti deportivas hará que tenga una influencia negativa en los comportamientos de su hijo.

fotos post5

En definitiva y para finalizar, intentar aunar fuerzas, aportar cosas positivas y estar comprometidos con el buen desarrollo de los niños. En la mayoría de los casos es así pero por desgracia en las escuelas de menores también hay casos negativos y para eso os dejo este post, para que entre todos hagamos que los niños en el Pádel puedan obtener buenos valores y desarrollen su personalidad con deportividad, independientemente de que cuando crezcan vayan a ser profesionales en el Padel o no.

Y en estos tiempos difíciles de confinamiento, animaros a todos a seguir nuestros consejos en la comunidad Decathlon para seguir en forma y estar a tope para cuando todo esto pase volver a las pistas con fuerzas e ilusiones renovadas.

Desde Decathlon nos sumamos a estos valores y apoyamos a los menores en todas las fases de su evolución. Con KUIKMA les ofrecemos una amplia gama de productos especialmente diseñados para ellos y así hacerles más fácil ese camino que sin duda será parte importante en la infancia de todos ellos.

Muchas gracias!!

Comentarios
Comenta esta publicación:
  He leído y acepto las reglas de publicación de las opiniones
Autorizo a Decathlon a recopilar mis datos personales (nombre, apellidos, correo electrónico...) para publicar mi opinión
En Decathlon, nos ocupamos de tus datos personales
#4 RAÚL SÁNCHEZ
Muy bueno Javi!!!
#3 JAVIER MONTES
Muchas gracias Rebe!! Me alegro y espero que os sirva a todos los papás, es aplicable a más deportes en categorías infantiles 👍🏼👍🏼👍🏼
#2 IVÁN FOSS
Muy buen artículo!

¿Quieres compartir tu experiencia
deportiva en la Comunidad?

Escribe tus propios artículos sobre tu deporte favorito.