Menú

Pádel en invierno: ¿Cómo afecta a nuestro material?

0 8
-/5

Pádel en invierno: Cambios que sufre el material con la llegada del frío

Con la llegada del frío, muchos jugadores de pádel que os preguntaréis en qué medida va a afectar a vuestro juego dentro de una pista de pádel. Otros sin embargo, ya habréis podido comprobar qué diferencias encontráis cuando realizáis la práctica en verano o en inverno. 

Es una realidad a la que nos tenemos que adaptar, el tiempo condiciona tanto el material de pádel, como aspectos técnicos-tácticos a la hora de plantear un partido.

En este post hablaremos del pádel en invierno: sobre aquellos efectos que provoca la llegada invernal en el material de la práctica deportiva. Siempre debemos tener en cuenta que todos estos condicionantes nos afectarán en mayor medida cuando juguemos en pistas outdoor. 

Vamos por tanto a analizar aquellos materiales en los cuales debemos prestar más atención a la hora de jugar un partido:

1. Zapatillas de pádel

Las Zapatillas de pádel. Debemos tener en cuenta, que con este tiempo es probable que la pista esté húmeda, sobre todo en aquellas zonas donde no llegue tanto el sol. Es por ello que debemos utilizar un calzado que tenga una buena suela, con dibujo, y que nos permita tener un buen agarre dentro de la pista. 

Por el contrario si utilizamos zapatillas con una suela desgastada, podrá provocar que tengamos algún resbalón dentro de la pista, pudiendo provocar algún tipo de lesión.

2. Pala de pádel

La pala de pádel. En mi opinión, el tipo de material de la pala juega un papel muy importante en esta época del año. Como bien explicamos en post anteriores, existen dos tipos de palas, unas más duras y otras blandas

Debido a que el tiempo condiciona la salida de la pelota como veremos en el siguiente punto, si utilizamos palas blandas lograremos contrarrestar este punto y de esta manera lograr una mayor potencia en nuestros golpeos. No obstante, debemos tener en cuenta que durante este periodo invernal, nuestros golpes serán menos potentes que en verano.

Otro aspecto que debemos tener en cuenta al jugar a pádel en invierno es el estado de la superficie de la pala. Normalmente las condiciones meteorológicas en muchas ocasiones, provocarán que la pala se encuentre “mojada” tras los golpeos. Por lo cual deberemos tratar de secar nuestra pala cada vez que tengamos oportunidad. 

En mi opinión, aquí también debemos tener en cuenta si utilizamos palas con superficie rugosa o plana. Aquellas que tengan una superficie rugosa, en este periodo invernal nos darán un mayor confort a la hora de tratar de realizar golpes con efectos.