Menú

Andrés Sánchez desarrolla las palas de pádel Artengo

0 23
-/5

El creador de las palas de pádel Artengo

¿Quieres saber quién es la persona encargada de diseñar las palas de pádel para la marca Artengo? En esta publicación podéis ver una entrevista con nuestro ingeniero, en la que nos habla sobre quién es y cómo ha desarrollado las palas de pádel Artengo.

 Hola Andrés, cuéntanos tu historia a nivel personal, ¿quién eres?

Soy Andrés Sánchez, tengo 29 años, y vengo de Málaga. Siempre he vivido por el sur de Andalucía, entre Cádiz y Málaga. Desde pequeño mis padres me apuntaros a distintos deportes y el tenis fue sin duda mi preferido. Gracias también a la gran generación de tenistas españoles del momento era fácil identificarse con ellos, el tenis era bastante popular y resultaba sencillo jugar en cualquier sitio. Estuve jugando al tenis de forma discontinua entre los 7 y 15 años, el cierre de mi club habitual junto que por entonces también jugaba al futbol en el equipo local y los estudios hizo que dejase de practicarlo.

¿De donde surge tu pasión el pádel y la ingeniería?

El pádel no recuerdo bien como lo conocí, algún vídeo por internet creo, lo cierto es que un día alguien me dijo de jugar, al inicio de mis estudios cálculo, y hacia tanto que no jugaba al tenis, que el cuerpo me lo pedía. Empezamos alquilando unas palas, y jugando incluso con gente que nunca había jugado antes a ningún deporte de raqueta, nos reímos y nos lo pasamos bien, todos estábamos aprendiendo como funcionaban las paredes y las reglas. Así poco a poco, y con la excusa de no pagar el alquiler de la pala o pedirla prestada a alguien, compre mi primera pala, aunque en el fondo ya sabia que estaba perdido, me había enganchado al pádel. Casi sin darme cuenta había clubs por todos lados y sobre todo, gente con la que compartir ésta pasión.


Respecto a la ingeniería, realmente mi primera idea era hacer INEF, ya que lo que mas me gusta y con lo que disfruto es con los deportes, y así fue hasta casi el ultimo momento de la elección universitaria. Finalmente fue así porque no tenia clara la salida o el puesto que desempeñaría mas tarde con respecto al deporte. Por lo que si no era en el deporte, me pregunté ¿qué me interesaba realmente hacer? Confieso que soy un poco “freaky” informáticamente hablando, me gusta en general la tecnología, me considero curioso y me gusta aprender todo el rato cosas nuevas. Por medio de esto, descubrí distintos software informáticos dedicados al diseño 3D y unido a mi afinidad con abrir, trastear, modificar aparatos, hice una búsqueda entre las distintas ofertas académicas y pensé que la ingeniería es la que mejor se adaptaba a mi.

¿Cómo empiezas a trabajar en decathlon y cual ha sido tu recorrido?

Empiezo a trabajar en Decathlon un poco por casualidad, para de alguna forma pagarme los estudios, aunque realmente no fuese así, al menos que les costase lo menos posible a mis padres. De repente, me llega la noticia de que van a abrir un Decathlon en mi ciudad, por aquel momento para mi era solo una tienda grande de deporte. Poco a poco recibo mas información sobre la forma en la que trabajan y que por entonces buscaban perfiles de vendedores jóvenes con jornadas de trabajo parciales que pudieran combinar con sus estudios. Algo que sonaba perfecto, podría trabajar estar rodeado de productos deportivos e ir a la universidad sin morir en el intento. Así que envié mi propuesta y una semana después estaba en la entrevista que pasé con éxito.

Un gran grupo de jóvenes (por numero y por calidad humana) nos unimos trabajando en la apertura de la tienda de Decathlon Mijas, y así, comencé a formar parte de la familia. En Mijas empieza mi historia en Decathlon, donde estoy hasta finalizar mis estudios. Antes de que llegase el día que me liberase de los estudios, comencé a informarme sobre las posibilidades de evolución en la empresa, para prever el siguiente movimiento. Entonces consulté las posibilidades para trabajar de ingeniero de producto para alguna de las marcas pasión de Decathlon, con un objetivo claro cuando me preguntaban, ser ingeniero de producto y trabajar el desarrollo de las palas de pádel Artengo.

En Decathlon el desarrollo de productos se realiza desde Francia, donde están las sedes de cada marca. Como lo que deseaba era seguir en Decathlon pero trabajar de ingeniero, mi destino debía pasar por nuestro país vecino. Sin experiencia como ingeniero era complicado, aun así no desistí en buscar alternativas para aproximarme a mi objetivo. Fue entonces cuando surgió una oferta para realizar una misión de “merchandising” en las marcas pasión Orao y Geonaute, localizadas en una de las sedes que Decathlon tiene en Lille, el norte de Francia. Realmente no era un puesto que tuviera relación con la ingeniería, pero me apetecía cambiar de país, acercarme a la cuna de Decathlon y ver como funcionaba el interior de la empresa. Por supuesto levanté la mano interesado.

Realicé esta misión, que fue muy interesante, y me permitió aportar mi granito de arena tras mi pasada experiencia trabajando en tienda, pues la mayoría de asuntos los conocía de primera mano. Una vez finalizada, era vuelta a empezar, continué mi búsqueda para trabajar como ingeniero de producto en alguna de las marcas, ahora que conocía bien el funcionamiento, me parecía incluso más complicado que al principio siendo un joven extranjero.

Pero tras esta vez si, filtrar los puestos de trabajo que sabia que me iban a alejar de mi objetivo, encontré una vacante en uno de los laboratorios que la empresa en Lille. Como en mis inicios, sonaba perfecto, en este caso podía unir mi pasión por la tecnología, y la ingeniería. Me presenté y fui seleccionado y realmente es un trabajo apasionante, en los laboratorios de Decathlon hay implantados unos sistemas de calidad muy exhaustivos, los test que realizamos sobre nuestros productos son realmente severos, y además siempre hay un estudio detrás para asegurarse que son test pertinentes a realizar, ya sea por la metodología como por la simulación de condiciones que nuestros usuarios harán del producto en su uso real. Cada día hay estudios sobre nuevos productos o sobre el desarrollo de estos, así como prototipos, por lo que cada día hay algo nuevo que aprender. Además tenia la oportunidad de testar todos los productos de los distintos deportes de raqueta, comprenderlos mejor y a su vez la concepción de estos.

Sin embargo, mi objetivo seguía siendo el mismo, acabar como ingeniero de producto de las palas de pádel. Y ese día llegó, cuando me enteré que la estrategia de Decathlon es crear nuevos equipos para cada uno de los deportes, de forma que podamos focalizar nuestros esfuerzos y mejorar nuestros productos de forma individual con los usuarios. Me dije, tengo que lanzarme a por el pádel, llevaba tanto tiempo buscándolo, que no fue una decisión, era algo que ya tenia asumido desde años atrás.

Por ello ofrecí mis servicios al equipo de pádel de Artengo, que decidieron elegirme como el nuevo ingeniero de producto de la marca.


¿En que te has basado para conseguir tu objetivo de llegar a ser ingeniero de Artengo? 

Una de las partes mas importantes de este tipo de proyectos es la motivación, realmente es algo que me apetece hacer, no es solo mi puesto de trabajo. Por lo que, ser previamente practicante de pádel es importantísimo para entender las necesidades de los jugadores, la relación con el deporte y la sensibilidad para comprender los distintos aspectos que influyen sobre el juego.

Luego evidentemente todo suma, el haber pasado por el laboratorio, y conocer de primera mano el sentido, los estudios y el como realizamos nuestros test de productos es muy importante, y ahora me permite tener nociones técnicas para mejorar nuestros productos. De la misma forma, haber estado en mis inicios trabajando como vendedor me aporta un punto de vista particular sobre la forma de venta, el trato con el cliente en tienda, como mostramos nuestros productos y un largo etc.. Para la comunicación con nuestros principales usuarios que mi idioma materno sea español es una gran ventaja, pero por supuesto para la relación internacional de Decathlon es necesario tanto francés como inglés.

¿Cuál es tu papel, y que valor aporta que seas español y practicante apasionado

Mi papel es, una vez identificadas las necesidades del mercado, encargarme de la concepción del producto con cualquier tecnología disponible, para ajustarme a las necesidades marcadas, así como la estrategia comercial y costes asociados al mismo.

Muchas veces las tecnologías empleadas tradicionalmente en cada tipo de producto no nos dejan ir mas lejos, es aquí donde Decathlon también es fuerte, en impulsar los estudios para ser innovadores en procesos de fabricación, así como en el uso mismo preestablecido de muchos productos como el caso del Rollnet por ejemplo. Ser español y practicante en un deporte como el pádel, hace que estemos varios pasos por delante en la información, comparado con un jugador de casi cualquier país europeo. Cada día hay jugadores que descubren el pádel en toda Europa, cuando en España es ya un deporte con un crecimiento maduro. Por supuesto, conocer la historia y lo que el resto de marcas hace, te ubica de forma mas real sobre la situación del mercado actual. Además hoy tenemos la suerte de habernos trasladado a España, para poder trabajar el pádel desde el lugar que más fuerza tiene este deporte actualmente.


Muchas gracias Andrés.

¡Gracias por leer mi artículo! Si quieres saber más sobre el pádel en Decathlon, déjame un comentario o consulta nuestro catálogo de Pádel.

¡Nos vemos en las pistas!

Alberto Domínguez López Vendedor de Pádel Ven a conocer a Alberto a la tienda de Decathlon Alcalá de Guadaíra

Comentarios
Comenta esta publicación:
  He leído y acepto las reglas de publicación de las opiniones
Autorizo a Decathlon a recopilar mis datos personales (nombre, apellidos, correo electrónico...) para publicar mi opinión
En Decathlon, nos ocupamos de tus datos personales
Esta publicación todavía no tiene comentarios. ¡Sé el primero en dejar tu opinión!

¿Quieres compartir tu experiencia
deportiva en la Comunidad?

Escribe tus propios artículos sobre tu deporte favorito.