El patinaje agresivo

Comentarios 0 4 -/-
FacebookTwitterEmail

Hoy vamos a conocer una modalidad de patinaje que se llama patinaje agresivo, y dentro de esta modalidad nos vamos a centrar en los grinds.

El patinaje agresivo nació en California a finales de los años 80, y se puede decir que es un estilo más ‘libre’, ya que puedes utilizar muchas partes del mobiliario urbano como escaleras, barandillas, bordillos, paredes, rampas improvisadas y otras superficies. En sus orígenes, esta modalidad englobaba tanto saltos en rampa (half-pipe) como los descritos anteriormente, pero en la actualidad se ha diferenciado cada uno como un estilo propio.

El concepto de grindar o eslayar consiste en deslizarse sobre una barandilla o el borde de un bordillo usando diferentes partes del patín.

En el patinaje agresivo se utilizan unos patines especiales de bota dura y un chasis bajo y corto compuesto de plástico duro lo que facilita el deslizamiento. Las ruedas de los patines de agresivo son más gruesas que las de los patines comunes, variando su diámetro entre los 56 y 59 mm, más pequeñas y más duras.

La característica más importante de un patín de agresivo son las placas de plástico rígido en la base de la bota, que sobresale a ambos lados (soul plate y negative plate) y que se utiliza para facilitar los trucos.

Partes Patín

Dependiendo de la parte que usemos para deslizarnos, el truco realizado se llamará de una forma o de otra. Un ejemplo es el truco llamado ‘soul grind’, donde el patín que se nos queda detrás se deslizaría con el soul plate y el de delante con el H-Block.

También influye el sentido en el que hagamos el truco, ya que si lo hacemos encarando el bordillo/barandilla de frente se llamará ‘a frontside’ y si lo hacemos patinando hacia atrás se llamará ‘a backside’. Existe la posibilidad de hacer los trucos con un solo pie o con los dos, hecho que también hace variar el nombre del truco.

En resumen, el estilo agresivo es una modalidad de patinaje extrema, que puede ser practicada por patinadores expertos en muchas localizaciones, sólo nos hace falta cualquier superficie que nos permita realizar algunos de los muchos trucos que engloba esta modalidad.

Eso sí, muy importante protegerse concienzudamente con las protecciones correspondientes para evitar cualquier tipo de lesión, ya que es muy fácil caerse practicando cualquier salto o slide. ¿Te animas?


Contenido elaborado junto a apasionados del patinaje en línea fitness de Decathlon.

: