Técnica de carrera para recién llegados al running

Comentarios 0 529 -/-
FacebookTwitterEmail

Estamos en septiembre, época de buenos propósitos y de comenzar a hacer cosas nuevas, si eres de los que va a empezar a correr, nos alegramos por ello, pero es necesario desde un principio formarse en la correcta realización de los movimientos y de la técnica, para no adquirir malos hábitos de carrera

Hay que tener en cuenta que para bien o para mal, todos sabemos correr, es un hábito formado desde la niñez, que en la mayoría de los casos no es el más adecuado, tenemos que corregirlo con ejercicios de técnica de carrera, siendo un proceso difícil. 

Una de las razones por la que es importante correr de la mejor forma posible es la prevención de lesiones, ayudándonos de llevar un calzado adecuado al terreno y a tu pie, en Decathlon siempre estamos encantados de ayudarte a elegir la mejor zapatilla para ti. 

La mejora de la técnica, busca el mayor ahorro de la energía, acercándonos a la economía de carrera. Se busca correr mejor, más rápido y cansándonos menos. Los ejercicios de técnica básica se deben hacer como mínimo una vez a la semana, después de un buen calentamiento. 

Se deben realizar en terreno blando, en una recta de 30 metros los principiantes y en una de 50 metros cuando lleves tiempo haciéndolos. Ganaréis más fuerza en el tobillo y el pie, mucha más movilidad articular, mejor eficacia y mayor eficiencia en cada zancada.

  1. Andar de puntillas. Se realizan tres variantes: la primera con la punta de los pies hacia delante, la segunda con la punta de los pies hacia fuera y la tercera con la punta de los pies hacia dentro, intentando elevar al máximo los talones.
  2. Andar de talón. A pasos muy cortos, andar de talones, elevando al máximo las puntas de los pies. Se realizan tres variantes: la primera con la punta de los pies hacia delante, la segunda con la punta de los pies hacia fuera y la tercera con la punta de los pies hacia dentro.
  3. Caminar con la parte exterior del pie. Pasos cortos intentando apoyar el pie con la parte externa, ejercicio para ganar fuerza en el impulso del pie.
  4. Talón punta. Andamos despacio apoyando el pie desde el talón hasta la punta.
  5. Carrera lateral. Saltos laterales, primero saliendo con el pie derecho y luego con el izquierdo.
  6. Zancada larga. Salimos con la pierna derecha delante doblada y la pierna izquierda la estiramos al máximo, 4 o 5 seguidas y luego con la otra pierna.
  7. Zancada corta elevando una sola rodilla, luego cambiar. Se hace cada mitad del recorrido elevando una sola pierna.
  8. Saltos tobillo en el sitio y laterales.
  9. Skipping en el sitio.
  10. Skipping en desplazamiento. Tirando de brazos, con los codos flexionados. Correr elevando mucho las rodillas, con mucha frecuencia y sin apenas avanzar.
  11. Skipping por detrás.  Echar ligeramente el tronco hacia delante y correr tocando con los talones en los glúteos.
  12.  Skipping a media altura, tirando fuerte de brazos. Correr elevando las rodillas (a 60º), con mucha frecuencia de brazos y sin apenas avanzar.
  13. Correr de puntillas. Correr de puntillas sin apenas flexionar las rodillas, llevando los pies hacia delante y tirando mucho de los brazos hacia atrás.

Saioa Elaso
Apasionada de running 
Decathlon Capitol
: