Menú

Protégete del sol en verano

0 13
-/5

1. Evitar el ejercicio exterior entre las 12h y las 17h

Para evitar las horas más cálidas del día, no dudes en correr temprano por la mañana 7h – 8h o por la noche 19h – 20h. Busca lugares con sombra y acostumbra a tu cuerpo poco a poco al calor ambiente.

2. Hidratación y comida

Sea cual sea la temperatura exterior, el corredor debe beber regularmente y no esperar a tener sed. La sensación de sed no es un buen indicador, ya que señala un principio de deshidratación. Pero con calor, el corredor debe anticipar estas necesidades hídricas sobre un largo período. Una hidratación anticipada y suficiente permite evitar múltiples complicaciones físicas como los calambres, los esguinces o las distensiones. Para ello el corredor dispone de gran variedad de accesorios como mochilas y cinturones de hidratación.

En cuanto a la comida, tomar antioxidantes, ya que el desgaste oxidativo en deportistas es superior; por tanto una dieta abundante en fruta y verdura. 

3. Usar ropa transpirable

Durante la práctica del running, lo más importante es conservar la temperatura corporal guardando la piel seca sea cual sea la intensidad de la carrera, su duración o la temperatura exterior.

Las camisetas de algodón tienden a acumular el sudor, sobre todo en verano, por lo que es mejor utilizar camisetas de fibra sintética, muy ligeras, transpirables.

Consejo mantenimiento ropa transpirable: lavable a 30 °C máximo. No secar en secadora. No planchar. No utilizar suavizante.

4. Llevar gorra, visera y gafas de sol

Un exceso de exposición al sol puede contribuir a la aparición de afecciones.

Es el consejo más elemental, no se puede correr bajo el sol sin llevar una gorra. La protección de la cabeza evita absorber demasiado calor protegiéndose de los rayos UV; la gorra permite conservar su temperatura y evitar el sobre calentamiento.

A la vez, las gafas de sol y viseras son indispensables para proteger los ojos de los rayos UVB y UVA. Los filtros protectores que incorporan los cristales de las gafas se utilizan para proteger los ojos de las radiaciones solares, reducir la fatiga ocular y mejorar la percepción visual. Un exceso de exposición al sol puede contribuir a la aparición de afecciones de las capas que envuelven el ojo, de la córnea e incluso de la lente del cristalino. La consecuencia más común por la exposición solar es la quemadura solar de la piel del párpado.

5. Crema de protección solar

La piel de la cara, de los brazos y de las piernas debe ser protegida de los rayos solares con una crema de índice elevado y resistente al agua, ya que uno de los inconvenientes mientras se practica deporte es el sudor.


Contenido elaborado junto a apasionados del running de Decathlon. 

Comentarios
Comenta esta publicación:
  He leído y acepto las reglas de publicación de las opiniones
Autorizo a Decathlon a recopilar mis datos personales (nombre, apellidos, correo electrónico...) para publicar mi opinión
En Decathlon, nos ocupamos de tus datos personales
Esta publicación todavía no tiene comentarios. ¡Sé el primero en dejar tu opinión!
Este contenido te puede interesar

Completa tu experiencia con este contenido



¿Quieres compartir tu experiencia
deportiva en la Comunidad?

Escribe tus propios artículos sobre tu deporte favorito.