Menú

¡30 kilómetros por nieve con los pies secos con las polainas TREK 500!

0 238
4.14/5

¡Hagamos de la montaña un entorno más seguro!

Las rutas invernales pueden suponer un desafío a la hora de practicar trekking ya que no solo cambia la meteorología encontrando condiciones de congelación por norma general en zonas montañosas, si no que varía de forma sorprendente el paisaje en relación al resto de épocas del año; encontraremos nieve en cotas más bajas y hielo, que nos puede hacer resbalar si la pendiente en la que nos encontramos tiene mucha inclinación. 

WhatsApp Image 2021-04-01 at 18.05.59
guetre
Una de las consecuencias de enfrentarse al reto de hacer una travesía invernal, si no se tiene en cuenta con anterioridad y se toman medidas, es el acabar con los pies mojados. Además de hacer que la marcha resulte incómoda puede dar como resultado la aparición de heridas en los pies debido al reblandecimiento de la piel por la humedad combinado con el roce del calzado.

Esta es la razón por la cual el día anterior al comienzo de la ruta, mientras preparo el equipo con la ayuda de una lista de chequeo que me recuerda aquello que me será de utilidad durante los dos días que pasaré recorriendo el valle de Pineda, repaso que las polainas se encuentren en buen estado. Las dejo en una parte accesible de mi mochila ya que el parte meteorológico lleva anunciando nieve en cotas bajas durante una semana y nevada ligera durante los próximos dos días, por lo que serán necesarias previsiblemente desde el inicio de la ruta.

La ruta comienza en Triollo por la mañana, transcurre por el valle de Pineda y concluye a primera hora de la tarde a orillas del río Carrión entre el pico Cantos y el Curavacas. Algunos refugios, que sobreviven gracias al cuidado de todos, se presentan como opción para pasar la noche.

Durante todo el camino encontramos entre 10 centímetros y medio metro de nieve dependiendo de la zona. Para mantener el pie seco y sin rozaduras la bota impermeable y transpirable se compagina a la perfección con las polainas. Así hemos prevenido no sólo que no se moje la parte interna del pantalón si no que no nos entre nieve al interior de la bota por su parte superior. 

Si esperamos nieve o barro las polainas se presentan como un accesorio indispensable montañer@s. ¡Hagamos de la montaña un entorno más seguro!


Comentarios
Esta publicación todavía no tiene comentarios. ¡Sé el primero en dejar tu opinión!

¿Quieres compartir tu experiencia
deportiva en la Comunidad?

Escribe tus propios artículos sobre tu deporte favorito.